miércoles, 15 de agosto de 2012


 Tenés la receta justa para hacerme sonreír, y todo el tiempo sabes lo que me asusta, sabes lo que me gusta estar con vos.




Que más que una entrada  un poco cursi para aquellos que a veces disfrutamos el amor.
A veces se sufre, a veces se rie, a veces se llora y otras se disfruta.
Todo llega, y todo termina al fin.. Por eso creo que hay que disfrutar al máximo los buenos momentos. No se trata de vivir siempre bien, de sonreír todo el tiempo. Creo que a veces es necesario llorar, y sufrir un poco. Caer para darnos cuenta de donde estábamos parados, y aprender a levantarnos, mirar hacia allá arriba, y aunque cueste, hacer el camino de nuevo, y tratar de llegar más alto que antes.


1 comentario:

  1. Holaaa!
    creo que es la primera vez que paso por tu blog.
    Estoy de acuerdo contigo, ya que hice una entrada sobre un tema parecido, creo recordar.
    Pienso que es mejor pasarlo mal alguna vez, para valorar mas los momentos buenos.
    He leido mas entradas tuyas, algo sobre estar delgada, y supongo que te refieres al mundo tan superficial en el que vivimos. Es una pena, pero no todos somos asi.
    Un saludo!

    ResponderEliminar

Seguidores