sábado, 4 de febrero de 2012

Fuiste tu


Que fácil fue tocar el cielo la primera vez,
cuando los besos fueron el motor de arranque,
que encendió la luz que hoy se desaparece.
 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Seguidores